Europa y Latinoamérica crean red de cambio climático

Europa y Latinoamérica crean red de cambio climático

Con el propósito de mejorar la calidad de la investigación y de la transferencia de tecnología en universidades latinoamericanas, así como fortalecer el papel de las Instituciones de Educación Superior de América Latina en el desarrollo sostenible, Universidades de Europa y Latinoamérica conformarán la Red de Centros de Transferencia Tecnológica sobre Cambio Climático (proyecto CELA), dentro de las cuales figura Universidad Galileo.

Los centros analizarán impactos del cambio climático y cómo reducir la vulnerabilidad de la población.

Bolivia, Guatemala, Nicaragua y Perú albergarán cuatro de seis centros de investigación sobre cambio climático que integran una red impulsada por la Unión Europea (UE).

El inicio del proyecto CELA, que durará 36 meses, fue oficializado la semana pasada (2 de marzo) en la Universidad de Ciencias Aplicadas de Hamburgo, Alemania. Este país y Estonia completan la red.

La iniciativa es parte del Programa ALFA, un plan de cooperación entre instituciones de educación superior de la UE y América Latina.

Los centros latinoamericanos fueron elegidos mediante una convocatoria a la que se presentaron universidades de cada país. Éstos desarrollarán investigaciones sobre el cambio climático en general, pero cada uno profundizará en un tema.

La Universidad de Ciencias Aplicadas de Hamburgo será la coordinadora del proyecto, mientras que el seguimiento lo hará la Universidad de Tallinna (Estonia).

En América Latina, Universidad Galileo, de Guatemala, identificará las necesidades de investigación y transferencia de conocimientos, mientras que la Universidad Católica Boliviana se centrará en la formación de capacidades.

La Universidad de Ciencias Comerciales (UCC) de Nicaragua y la Universidad Católica de Perú harán el diseño de estrategias de investigación, transferencia de tecnologías e implementación de proyecto pilotos.

“En Nicaragua, la instalación de este centro es una excelente oportunidad para el desarrollo de conocimientos locales sobre impactos del fenómeno y cómo reducir la vulnerabilidad del país”, dijo a SciDev.Net Gilberto, Bergman, rector de la UCC y responsable del proyecto en Nicaragua.

A nivel regional “permite vincular conocimientos avanzados desde Europa hacia nuestras universidades, lo que implica un salto cualitativo para el avance científico de esas instituciones”, agregó.

La UCC iniciará el proyecto con la creación de pequeños cursos hasta terminar con una maestría sobre cambio climático y la instalación de un centro educativo con información y documentación sobre el fenómeno.

“Las inundaciones y sequías tuvieron el mayor impacto económico en Bolivia, por lo que este proyecto contribuirá a coordinar esfuerzo y experiencias”, opinó a SciDev.Net, Javier Aliaga Lordemann, director ejecutivo del Instituto de Investigaciones Socioeconómicas de la Universidad Católica Boliviana.

En estos países “existe menos información y es necesario coordinar y sistematizar investigaciones y adaptar las universidades a estos nuevos desafíos”, aseguró a SciDev.Net, Dr. Nelson Amaro, de Universidad Galileo.

“Aprovecharemos las oportunidades de aprendizaje que brinda este proyecto para crear nuestro propio camino poniendo al servicio de la sociedad soluciones y alternativas científica y tecnológicamente viables a nuestras realidades”, agregó José Antonio Milán Pérez, director del Centro de Investigación y Transferencia Tecnológica ante el Cambio Climático de la UCC.

Los integrantes del proyecto CELA en Universidad Galileo son:

  • Dr. Cyrano Ruiz Cabarrús, Supervisor Proyecto CELA.
  • Dr. Nelson Amaro, Director Proyecto CELA.
  • Ing. Robert Guzmán, Consultor CELA.
  • Ing. Juan Luis Fuentes, Consultor en Desarrollo Institucional.
  • Ing. José Sierra, Consultor en Cambio Climático.
  • Lic. Julio Miranda, Asistente Operativo del Consultor en Desarrollo Institucional.
  • Ericka Tuquer, Asistente de Investigación del Proyecto CELA.

Fuente:
SciDev.Net / Universidad Galileo.

Enlaces de Interés:
Proyecto CELA

| 16 marzo, 2011 |