Hacen llamado a unificar esfuerzos y criterios para fabricar respiradores artificiales

Hacen llamado a unificar esfuerzos y criterios para fabricar respiradores artificiales

Suscríbete

Recibe cada semana las últimas novedades de nuestro blog en tu email y mantente actualizado en temas de avances tecnológicos, innovación y educación.

* indicates required

Académicos de Universidad Galileo hacen acercamientos con sectores involucrados en la creación de sistemas de ventilación de manufactura rápida con el objetivo de crear un protocolo de validación. Según normas internacionales esto es obligatorio para la seguridad del paciente.

La cantidad de casos positivos de COVID-19 en Guatemala sigue subiendo y en las próximas semanas las instalaciones de salud y el equipo disponible se pondrán a prueba.

La cantidad de sistemas de ventilación, o respiradores, se convertirán en un factor decisivo entre la vida y la muerte para muchas personas que lleguen a un estado crítico. Para solucionar la escasez de este equipo, pues se calcula que en Guatemala hay 4 respiradores por cada 100 mil habitantes, han surgido iniciativas para fabricarlo localmente.

Para apoyar a estas propuestas, un grupo de investigadores de Universidad Galileo elaboró el documento Recomendaciones para Equipos de Ventilación durante COVID-19.

Esta información ya ha sido compartida y se busca la manera de implementar dichas recomendaciones. La ingeniera Andrea Lara, Directora de la Maestría en Ingeniería Biomédica de Universidad Galileo, refiere que dichos requerimientos deben adecuarse a los casos específicos de Guatemala.

“Es de urgencia nacional convocar a expertos que conozcan la realidad nacional para definir cómo se validarán los equipos propuestos”, considera.

Convocatoria abierta

En otros países existen estrictas normas para fabricar equipo médico. Ejemplos son la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, en inglés) en Estados Unidos, y la Agencia Reguladora de Medicamentos y Productos Sanitarios (MHRA, en inglés) en Inglaterra.

“Debemos promover la creación o determinación de una entidad regulatoria local que diga cuáles son los lineamientos y los protocolos para validar cualquier sistema de ventilación que se quiera fabricar”, señala el doctor Óscar Rodas, Director de Ingeniería en Electrónica y Tesla Lab de Universidad Galileo.

El Equipo de Apoyo al COVID-19 de Universidad Galileo ya ha iniciado pláticas con entidades de Gobierno, otras iniciativas locales y la Fundación para el Desarrollo de Guatemala (Fundesa), para avanzar en el tema. Se invitó a otras entidades gubernamentales y se espera a que se unan para entregarles la información recopilada y los resultados de las reuniones.

“Se buscará entregar un inventario de las iniciativas locales, un listado borrador de las personas que podrían integrar el panel de expertos para determinar los protocolos de validación, y un documento borrador de dónde podrían partir para definirlos”, explica el doctor Rodas.

El licenciado Luis Velásquez, miembro de las iniciativas locales para enfrentar al COVID-19, opina que es importante cerrar filas, buscar colaboraciones y sinergias en los diferentes sectores. “Cada quien debe aportar lo que tiene, hay que tener esos sistemas de ventilación para darle a los médicos las herramientas para salvar vidas”, agrega.

Por su parte el licenciado Ricardo Mansilla de Fundesa considera que es urgente que las autoridades del Ministerio de Salud nombren a un representante para apoyar con la validación. “De nada sirve el ejercicio académico si la autoridad responsable no avala lo que se va a fabricar”, afirma.

El camino más seguro

Los académicos de Universidad Galileo consideran que solo existe una manera para contar con sistemas de ventilación de manufactura rápida que sean seguros para el paciente. El ingeniero Julio Fajardo, Subdirector del Laboratorio de Investigación Turing de esa casa de estudios, expone que debe hacerse una validación previa.

“Es importante que las personas comprendan que improvisando se pueden tener riesgos para los pacientes”, asegura.

“El proceso incluye ensayos preclínicos antes que el prototipo llegue a los pacientes para estar seguros que funcionará”, señala la Ing. Lara.

“Todos los esfuerzos y propuestas se están dando de manera dispersa. Es hora de unificarlos y establecer un protocolo de validación, como lo han hecho en otros países”, enfatiza la profesional.

La iniciativa ya unificada debe estar definida y regulada por el Gobierno para que los equipos necesarios puedan empezar a manufacturarse, adquirirse o conseguirse en donación de otros países para suplir la cantidad que se llegará a necesitar.

Esto debe cumplir un respirador

Dentro de los resultados del trabajo del grupo de investigadores de Universidad Galileo, se creó un documento borrador que detalla el listado de pruebas para verificación de requerimientos mínimos en sistemas de ventilación de manufactura rápida, de acuerdo a lo establecido por la Agencia Regulatoria de Medicina y Productos de Cuidados de la Salud del Reino Unido (MHRA por sus siglas en inglés).

Para consultar este documento, visita este link: https://bit.ly/borrador-eval-svmr.

| GES Comunicación| 19 mayo, 2020 |
Etiquetas: Advertorial, biomédica, COVID-19, Ingeniería Biomédica, ingeniero en electrónica,